SIN RESPIRO

Está mañana he bajado a la calle con la ilusión de vivir una mañana sin lluvia ni frío, por fin. Me he encontrado con mi peluquero que estaba aparcando su coche delante de mi portal. Le ha costado salir de dentro del vehículo; llevaba varios paquetes que le ocupaban ambas manos y una bolsa que sostenía entre la barbilla y el cuello.
-Joder Ángel ni que te fueras de viaje…
-Sí, sí, si es que me voy… ¿A qué no sabes dónde?
-Pues no… Pero lejos, tú eres capaz de irte a Pernambuco, ¿yo qué sé?
-Jo tío, anda que no te sabes tú nombres raros ni nada… No, me voy a Madrid, ya sabes, a la maratón.
-¡Ah!
-Es que me estoy entrenando para realizar mi sueño, quiero correr la maratón de Nueva York.
-Ya, y querrás ganarla, ¿no?
-No, eso es prácticamente imposible, pero quiero hacer un buen papel, ya me entiendes –me dijo mientras sobre los ojos le caían varios mechones de pelo blanco y bien cuidado.
-Pues vale tío, pásatelo bien… y respira un poco, que te veo muy agobiado.
-Sí, sí. Voy a dejar estas cosas en la peluquería y me las piro. –Me dijo mientras hacía algunos malabarismos para mantener los bultos en sus manos.
Había quedado a las ocho con Toni, en la plaza del Sortidor. Teníamos que almorzar con otros catorce que, previamente, tenían que jugar un partido de futbol sala. Cuando llegamos al polideportivo ya estaban todos haciendo estiramientos antes de empezar. Es muy difícil estirar lo que está anquilosado por falta de uso. Fue un espectáculo poco edificante ver como perdían el resuello barrigudos empleados de banca o canosos funcionarios públicos intentando imitar, a alguien que imitaba al imitador de Iniesta. Uno de ellos lo vi caerse dos veces sin que nadie lo tocara, otro perdió la suela de la zapatilla en el primer intento de chutar a portería. Toni y yo, desde las gradas, hicimos lo que pudimos: Chillamos, silbamos, aplaudimos… todo fue en vano. El partido acabó siete a cinco a favor de los empleados de banca que salieron corriendo hacía las duchas, sin, a penas, poder respirar.
El suelo, donde hacía pocos minutos se arrastraban nuestros amigos, fue ocupado por catorce madres cuarentonas que corrían desaforadamente en pos de una pelota blanca y negra muy remisa a las manifestaciones de amor de las señoras, a las que ya les empezaba a faltar el aire en sus pulmones, y sus rostros enrojecidos y fatigados pedían clemencia. Estuve a punto de quedarme a ver el partido, ya se sabe: Contemplar a catorce cuarentonas sudorosas y sin respiro siempre sería más morboso, sexi y gratificante que la butifarra con monchetas y el porrón de vino que me esperaba. Ganó, como no podía ser de otra manera, la comida. Fuimos hacía el restaurante escuchando el repertorio habitual de Toni en su coche. Está vez empezamos por “La Popotitos”.
-Oye tío… y tú todavía no me has explicado nada de tu viaje a Viena.
-Pues créeme, es una ciudad muy impresiónate y… -Mientras empezaba mi relato en los altavoces se empezó a escuchar la voz ardiente de Gloria Lasso: “Nunca sabrás que misterio me trajo esa noche…”, y me he quedado sin respiro.

Fotos: http://www.fotolog.com/leocoyote1

Anuncios

Una respuesta a “SIN RESPIRO

  1. Rai Ferrer Onomatopeya

    Jope, Coyote, esperaba algo más de tu rentrée vienesa.
    Las fotos son super, si es que son de Viena, ¡no dices nada, tio!, pero el partito de sus coleguis bancarios es un muermo.
    Si hicieras como yo, comer tortilla bajo un bellotero, otras cosas tendrías para contar.

    Puedo entender que aún no te has recuperado de la escapada Santera, pero hombre, tio, háblanos un poco de Stefan Sweig y de “El mundo de ayer”, en la Viena hitleriana y fascistoide, tan distinta a la que acabas de corretear.
    Y si no quieres hacerlo, habla de lo que te rote, pero, por favor, nunca de deportes que no sean de cama y colchoneta.
    ¡Golfo, más que golfo!
    ¿Lo tienes ahora claro, pues anda ya, o enchufo el euroconector estropeado, y a otra cosa mariposillas… ¡locas que jugáis con los quereres!!!!

    Y para el primero de mayo, no te quites el sayo. Plissss.

    .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s